Idioma: EUS | CAST         
Acceso usuarios | Registro de usuarios         
        
  • cab 01
  • cab 02
  • cab 03
  • cab 04
  • cab 05
  • cab 06
  • cab 07
  • cab 08
  • cab 09
  • cab 10

Villa de señorío en la hermandad de Berantevilla, en la actualidad cabecera de ayuntamiento perteneciente a la hermandad de La Ribera, cuadrilla de Añana.

Las primeras referencias documentales se remontan a 1058 con ocasión de una donación de unos solares con huertos y eras hecha por el rey de Pamplona, Sancho Garcés IV, a favor del noble navarro Fortún Sánchez "para poblar en Cembrana". En 1076 pasa a la Corona de Castilla y en 1111 a la de Aragón. Desde 1134 hasta 1140 vuelve a pertenecer al reino castellano, para pasar de nuevo al reino navarro, siendo en 1198 cuando pasa definitivamente a manos de Castilla.

Aparece citada en la escritura del mapa del obispo de Calahorra de 1257, dentro del arciprestazgo de Miranda. Aldea de la villa de Berantevilla desde su fundación en 1312 hasta 1744 cuando Felipe V le concede el título de villa con jurisdicción propia. Su asentamiento primitivo estaba en el término de "La Torre", en el camino de Portilla donde se situaba la antigua parroquia de San Vicente. Los señores de Mendoza poseyeron su torre cuyas ruinas han desaparecido en 1996. Tanto los materiales de esta primitiva parroquia como los de la torre se aprovecharon para la reconstrucción de la actual iglesia de Santa Lucía. A finales del siglo XV la población irá buscando nuevos horizontes. Una expansión a zonas más llanas y de más fácil acceso para asentarse por lo que se instalará en su actual asentamiento, a ambos lados de su calle Real extendiéndose hacia la parte de Portilla, con el surgimiento de calles más amplias denominadas Mayor, Solana, Bajera, Horno, Santa Lucía, Ayuntamiento y Norte. La calle Real será la vía para comunicarse con el Camino Real de La Rioja. La calle Mayor servirá de arteria principal de comunicación por donde pasaba el Camino de Santiago, enlazando el Humilladero, situado a la entrada del pueblo en el camino que llegaba desde Miranda de Ebro, con el Crucero la Venta que se localizaba en el camino viejo en dirección a Salinillas de Buradón.

Zambrana desde la Antigüedad ha sido uno de los puntos estratégicos de paso de las grandes infraestructuras viarias de la provincia por un parte por estar situada en una importante encrucijada de caminos defendida desde los castillos de Ocio y Portilla: la vía que partiendo de Deobriga iba hacia La Rioja, pasando por Portilla, Ocio y Salinillas de Buradón; la ruta que desde Portilla, siguiendo el curso del Inglares hasta Peñacerrada, comunicaba con otros ramales navarros; la que por el río Rojo unía Santurde con Treviño; y un ramal de la vieja ruta jacobea que comunicaba con Haro y Santo Domingo de la Calzada. Por otra parte, por ser el centro de confluencia de tres corrientes hidrográficas, es decir, Ebro, Inglares y Ayuda. En 1744 recibe un nuevo impulso político en 1744, cuando Felipe V le concede el Real Privilegio de Villazgo, registrando una época de prosperidad durante la Edad Moderna y sobre todo a partir del siglo XVIII. Se produce un aumento de la población, se plantean las nuevas construcciones que serán el futuro urbanístico de la actual población y se intensifican las comunicaciones. En 1759 se acomete la ampliación de la nueva parroquia de Santa Lucía. En 1791 se edifica una casa-mesón en la calle Santa Lucía. Al lado se ubicaba la Casa Consistorial actual sede de la Junta Administrativa y de la Junta de Regantes. Dicha Casa Consistorial cobijaba en la planta baja el "banco de carne" y la cárcel pública. En el piso principal el Juzgado municipal y sala de reuniones del Ayuntamiento.

 

 

Entre los años 1985 y 1986 se construirá el actual Ayuntamiento en un solar junto a la calle Mayor.

 

El ordenamiento urbano de esta villa se corresponde a la tipología específica de los poblamientos asentados en torno a una importante vía de comunicación que será la que marque el eje ordenador para su posterior desarrollo.

En la calle Real se asentarán nuevos servicios para satisfacer las nuevas demandas de los que transitaban desde el norte de la península hacia el sur y La Rioja. En 1852 se construye la cochera de Lorenzo de Ostolaza además de dos posadas ubicadas en los números 2 y 21. Se instala "el potro" para herrar los animales de tiro, una taberna y la alhóndiga.

Los restos más antiguos en la arquitectura doméstica son dos casas datadas en los siglos XVII y XVIII, sitas en las calles Mayor y Solana, que ostentan sendos escudos heráldicos en sus fachadas.

 

La fuente, el abrevadero para el ganado y el lavadero se construyen en 1864 siendo proyectadas las trazas por Pantaleón Iradier y Martín de Saracíbar, todos ellos se localizaban en la confluencia de las calles Mayor y Bajera, al igual que un horno para la cocción del pan. Se documenta, en 1877, la existencia del "Horno de Villa" en la calle del Horno.calle mayor y calle bajera En confluencia de las dos calles principales hace su aparición la plaza con el "kiosko", junto con la fuente, sustituyendo al desaparecido lavadero. Se conserva el lavadero-abrevadero de "Arriba", en la calle Portilla, a la salida del pueblo dirección a la localidad de Portilla.

 

El "Molino de Zatón", nombre derivado de Simón Zatón y Albiz como regente de este molino a principios del siglo XX, o también titulado "Molino de la Venta" se localizaba junto a la Venta en el término denominado "Camino de la Venta" o "Camino Viejo". Se ha empleado para la obtención de pienso para el ganado y muy pocas veces para moler trigo. El salto de agua con su caudal produjo la primera corriente eléctrica que se instaló en el pueblo de Zambrana en 1929 fundándose "La Restauradora Electra Zambrana". La Venta se construyó en 1773 y se ha conservado hasta los años sesenta del pasado siglo. Tanto el molino como la venta fueron propiedad del Sr. Marqués de Miravel, Conde de Berantevilla.

 

 

El Puente de la Venta fue mandado construir por el Sr. Marqués de Miravel, Conde de Berantevilla, en 1793, en las proximidades de la "Venta". Otro puente de esta localidad es el denominado Puente carretera Logroño. Ambos se erigen sobre el río Inglares y constan de un solo arco.

 

 

Los vecinos de esta localidad eran aficionados a jugar a la pelota y a los bolos. Como Juego de Pelota empleaban los muros situados al norte de la iglesia parroquial, los cuales se convertían en frontones de plaza libre con el frontis como pared única. En 1983 se construye el frontón recuperándose esta actividad deportiva.

El Juego de Bolos o Bolera ha tenido diferentes ubicaciones, entre ellas, en un solar frente al "Sindicato", en la calle Bajera y en un terreno de privado junto al Bar Julia, asociada al mismo, en la calle Solana, número 1.